Un oficial afgano denuncia la muerte de 12 niños en un bombardeo de la OTAN

Al menos catorce civiles afganos murieron y seis más resultaron heridos en un bombardeo de las fuerzas de la OTAN registrado este sábado en la provincia sureña afgana de Helmand, denunció una fuente oficial.

Funcionarios afganos confirmaron poco después que de los 14 muertos, 12 eran niños y 2, mujeres. Este ataque de las tropas lideradas por la OTAN es uno de los que ha dejado mayor cantidad de civiles muertos a manos de las fuerzas extranjeras en meses.

Una base de los Marines de Estados Unidos fue atacada el sábado por insurgentes en el bastión talibán de Helmand, dijo el gobernador de Helmand en un comunicado, lo que llevó a que la base solicitara ayuda de la Fuerza Internacional de Asistencia en Seguridad (ISAF, por su sigla en inglés) liderada por la OTAN.

“El ataque aéreo de la ISAF ocurrió contra dos casas de civiles. Lamentablemente 14 civiles inocentes murieron y seis civiles resultaron heridos”, dijo el gobernador de Helmand en un comunicado.

Dijo que siete niños, cinco niñas y dos mujeres estaban entre los muertos. Entre los seis heridos hay tres menores, agregó.

Un portavoz de la ISAF en Kabul dijo: “Nosotros estamos al tanto de los reportes de que supuestos civiles murieron ayer en Helmand”. Además, indicó que un equipo de evaluación fue enviado a la zona y que daría a conocer sus hallazgos pronto.

La muerte de civiles a manos de las tropas extranjeras por equivocaciones, frecuentemente durante ataques aéreos o “redadas nocturnas”, es una enorme fuente de fricción entre el presidente Afgano Hamid Karzai y sus socios occidentales, y complica los esfuerzos por lograr el respaldo de los ciudadanos comunes frente a una guerra cada vez más impopular.

El sábado, Karzai ordenó al Ministerio de Defensa que asuma el control de las llamadas “redadas nocturnas”, diciendo que las tropas afganas deberían realizar las operaciones delicadas por sí mismas.

Redadas con muerte de civiles

Los afganos dicen que las redadas, realizadas en la oscuridad en casas que se sospecha que alojan a insurgentes, suelen llevar a la muerte de civiles.

Residentes y funcionarios locales del distrito Naw Zad de Helmand, donde el ataque aéreo ocurrió, dijeron que la ofensiva comenzó cerca de las 23.00 hora local (0630 GMT) de la noche del viernes.

Hombres con barba, familiares de las víctimas, mecían los cuerpos de varios niños el domingo, los que fueron envueltos en sábanas ensangrentadas y fueron ubicados uno junto al otro, antes de subirlos a la parte posterior de un camión rumbo a la capital provincial, Lashkar Gah, mostraron imágenes de Reuters.

‘Mis hijos murieron’

“Mi casa fue bombardeada en la mitad de la noche y mis hijos murieron (…) los talibanes estaban lejos de mi casa, ¿por qué bombardearon mi casa?“, dijo Noor Agha, uno de los familiares, a Reuters.

El ataque aéreo de la OTAN se da en un momento de alto rechazo a las fuerzas occidentales en Afganistán y días después de letales manifestaciones de miles de personas contra una redada nocturna de soldados de la OTAN en la que murieron cuatro personas, incluidas dos mujeres.

Doce personas murieron durante esas violentas manifestaciones y en enfrentamientos con la policía en la normalmente pacífica provincia de Takhar, en el norte del país, y más de 80 personas resultaron heridas.

 

Fuente  :  El Mundo

Publicado el mayo 29, 2011 en Consciencia, Guerra, Terrorismo y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: