Archivo del sitio

Alemania aboga por una “cooperación entre iguales” con América Latina [..”aprovechar este momento de cambio en la economía de Europa y América Latina y del nuevo orden mundial”..]

Berlín, 23 nov (EFE).- El ministro de Asuntos Exteriores alemán, Guido Westerwelle, abogó hoy por una “cooperación entre iguales” al referirse a América Latina, de la que dijo que es un continente infravalorado.

“Estoy convencido de que el latinoamericano es un continente más bien infravalorado políticamente en Alemania y me atrevo a decir incluso en Europa Central, no económicamente, por cierto”, declaró Westerwelle, quien señaló que esta idea es la que hay que cambiar.

El jefe de la diplomacia alemana, que hizo estas declaraciones en la conferencia “Latinoamérica en transformación”, celebrada en Berlín, afirmó que, después de asumir que “el mundo está cambiando radicalmente”, es hora de “fundar nuevas relaciones estratégicas”, sin que ello suponga romper con las viejas.

En este sentido, destacó los valores comunes en los que se apoyan las relaciones de larga tradición entre Europa y América Latina.

“América Latina y Europa son dos aliados naturales cuando se trata de anclar nuestros valores comunes en el orden mundial del mañana. Conjuntamente apostamos por la fuerza del derecho y no por el derecho de los más fuertes”, afirmó.

El ministro germano señaló que Latinoamérica ha ganado terreno y confianza también en materia de política exterior gracias a su “impresionante auge económico”.

“Saludamos este desarrollo, no le tememos envidia, sino que nos alegramos”, aseguró en esta conferencia inaugurada por la secretaria general de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), la colombiana María Emma Mejía.

El jefe de la diplomacia alemana se refirió también a la necesidad de una reforma de la Alianza Atlántica y señaló que “la estructura de la ONU tal y como la conocemos hoy no responde en realidad ya a la relación de fuerzas de nuestro tiempo”, sino a la situación política de después de la II Guerra Mundial.

“El solo hecho de que América Latina como continente no esté representada de forma permanente en el Consejo de Seguridad es, a mi entender, algo caduco (y) no refleja el mundo tal y como es hoy y menos tal y como será en diez o quince años”, afirmó.

Según Westerwelle, “el compromiso con Latinoamérica está integrado en las estructuras europeas y sólo a nivel europeo es posible concebir de antemano el potencial de una colaboración más estrecha”.

En este sentido, el ministro aludió a la Fundación de la Unión Europea para Latinoamérica y el Caribe inaugurada este mes en la ciudad germana de Hamburgo, y afirmó que la misma permitirá aportar “dinamismo” a las relaciones entre ambas regiones.

La presidenta de este organismo, la antigua comisaria europea de Relaciones Exteriores, Benita Ferrero-Waldner, destacó la oportunidad de profundizar “mucho más” las relaciones estratégicas entre las dos regiones “en un momento de cambio mundial donde efectivamente esta asociación sólo puede ser provechosa” para ambas.

Según Ferrero-Walnder, el objetivo de la fundación es “aprovechar este momento de cambio en la economía de Europa y América Latina y del nuevo orden mundial” para redefinir esta “asociación estratégica de forma más igualitaria, más horizontal, de socio a socio”.

Ferrero-Waldner destacó que “América Latina y el Caribe han logrado en esta última década reducir la pobreza, la inflación y la deuda extrema y han mostrado una consolidación de su presupuesto y de sus políticas macroeconómicas”.

“Mientras Europa vive la peor crisis económica y financiera desde la II Guerra Mundial, América Latina y el Caribe viven una realidad económica bastante distinta”, afirmó. EFE

 

Fuente  :  ABC

 

 

“América latina tiene que ser protagonista de un nuevo orden mundial”

Lo dijo el ex presidente chileno, Eduardo Frei. Consideró indispensable avanzar en la integración regional. Destacó la apertura comercial de su país.

América latina tiene que ser protagonista de un nuevo orden mundial, y para eso hay que regular la globalización financiera”. La afirmación corresponde al ex presidente de Chile y actual senador, Eduardo Frei, quien expuso su postura sobre las relaciones y desafíos de la región.
El funcionario, invitado por Tarjeta Naranja para disertar ante empresarios y periodistas cordobeses, consideró que la Región fue perdiendo peso en los mercados internacionales y si no cobra el protagonismo mencionado, “las decisiones se van a seguir tomando en Estados Unidos o en los bancos europeos” y no es conveniente seguir con el orden mundial multipolar.
Para ello, entiende que es esencial avanzar en la integración de Latinoamérica, ya que sin ella continuarán siendo países en vía de desarrollo. “Hay un sereno optimismo, hay situaciones que se combinan para dar el salto”, aseveró; al tiempo que agregó que “la región muestra el mejor desempeño económico de las últimas muchas décadas. Y quedó demostrado con la crisis de 2008/2009, ya que hubo una fortaleza que en otras oportunidades no se vio”. Y fue más allá al afirmar que “los gobiernos de América Latina entendieron y aprendieron que no hay política sin ordenamiento económico básico”. Asimismo, destacó que se vive la “experiencia democrática más continua de los últimos 25 años” y que “hay mayor estabilidad política, económica y social”.

Respecto a las relaciones entre Argentina y Chile, sostuvo que ambos países tienen destinos comunes; no obstante, cuestionó que no se avanza demasiado y mencionó como ejemplo la falta de integración energética y las postergadas obras de infraestructura como los corredores biocéanicos entre otras cuestiones así como también la “falta de voluntad política de hacerlo”.

Chile y su relación con Asia

El actual senador puso énfasis en la relación del país trasandino con Asia-Pacífico. “La prensa de mi país me criticaba porque viajaba mucho tratando de cerrar acuerdos. Hoy, Chile tiene acuerdos con 56 países, entre ellos China y Corea con quienes tenemos más acuerdos que los que tienen con la Unión Europea. Somos parte de la globalización”. Y reforzó: “dos tercios del PIB de Chile es por el comercio exterior; más del 50% de las relaciones internacionales está en Asia-Pacífico”.

En cuanto a la situación económica del país, comentó que las reservas del Banco Central llegan a u$s 30.000 millones y que los fondos de pensiones totalizan unos u$s 150.000 millones; casi el PBI de Chile que se ubica en unos u$s 180.000 millones.
Asimismo, señaló que la pobreza se redujo del 45% en la década del 90 al 13%, según los últimos datos de la CEPAL, gracias a programas sociales específicos.

En cuanto a los costos y consecuencias del terremoto del año pasado, dijo que fiscalmente los daños están cubiertos, pero no se avanzó en la construcción de viviendas en las zonas afectadas, donde numerosas familias viven aún en campamentos.

 

Fuente  :     lmcordoba.com.ar