Archivo del sitio

Obama refuerza la seguridad en la frontera mexicana con 1.200 soldados

Hace tres días el presidente Felipe Calderón pidió ayuda a Estados Unidos

Obama envía 1.200 guardias nacionales a la frontera

El presidente Barack Obama ha solicitado el martes al Congreso la entrega de 500 millones de dólares para poder despachar hacia la frontera con México a 1.200 soldados de la Guardia Nacional, un gesto que muestra la creciente preocupación en la Casa Blanca por el crecimiento de la violencia en el país vecino.

La decisión fue tomada tres días después que el mandatario mexicano, Felipe Calderón, se reunió con Obama en Washington y pidió al congreso estadounidense ayuda para aplacar la violencia fronteriza desencadenada por los capos del narcotráfico. Y un mes después que el estado de Arizona aprobara una polémica ley que criminaliza la inmigración ilegal y ha desatado un escándalo nacional.

“Las tropas van a recopilar informaciones, efectuarán tareas de vigilancia y reconocimiento y participarán en la lucha contra el narcotráfico”, dijo un funcionario de la administración que pidió el anonimato.

Según el funcionario, la idea es que la Guardia Nacional permanezca en la frontera, hasta que la Patrulla Fronteriza logre reclutar y entrenar más agentes y despacharlos hacia la frontera con México.

Lee el resto de esta entrada

Contra el ´genocidio silencioso´

Miles de indígenas argentinos culminaron ayer en Buenos Aires una movilización para reclamar un Estado “pluricultural” y denunciar el “olvido” que sufren sus comunidades, en vísperas del Bicentenario de la revolución que abrió paso a la independencia del país.
La movilización comenzó hace ocho días en el interior y se ha ido nutriendo con miembros de comunidades originarias y organizaciones de derechos humanos hasta formar una columna de más de 15.000 personas que colapsó el centro de la capital argentina en reclamo de una “reparación histórica”.
Horas después, representantes de los indígenas entregaron a la presidenta argentina, Cristina Fernández, un llamado Pacto del Estado con los Pueblos Originarios para la creación de un Estado Plurinacional.
La falta de agua, la desnutrición, la propagación de enfermedades y la expropiación de terrenos forman una ecuación explosiva que refleja las condiciones que sufren los pueblos indígenas, que no ha variado significativamente en estos 200 años, según los manifestantes.
“Venimos a denunciar los atropellos y abusos de los Gobiernos, no reconocen los derechos de los indígenas, queremos que el resto de la sociedad sepa lo que están sufriendo los pueblos originarios. Pedimos que nos dejen desarrollarnos libremente y crecer, respetando nuestros derechos”, dijo Flavio Manque, cacique mapuche.
“Es un genocidio silencioso que venimos sufriendo desde hace más de 200 años. En nuestros pueblos el promedio de edad no llega a 60 años”, lamentó el cacique Luis Báez, del pueblo mocoví.
Un reciente informe afirma que en Argentina residen poco más de 600.000 indígenas.

Fuente  :   diariodemallorca

Calderón condena ante Obama la «discriminatoria» ley de Arizona

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, reafirmó hoy su apoyo a una reforma migratoria general y consideró que «se puede y se debe» impulsar en el Congreso, ante su colega mexicano, Felipe Calderón, que criticó duramente la ley de inmigración de Arizona.

Ambos se reunieron hoy cerca de dos horas en el Despacho Oval y abordaron asuntos como la inmigración, la lucha contra el narcotráfico o las relaciones comerciales, en la primera visita de Estado de Calderón a Washington en sus tres años y medio de mandato.

Las cuestiones relacionadas con la frontera dominaron buena parte de las conversaciones y el presidente mexicano aprovechó para criticar la ley estatal de Arizona que convierte en delito penal menor la inmigración ilegal.

Lee el resto de esta entrada

Boicot a Arizona

La declaración de guerra a los inmigrantes le puede acabar saliendo muy caro a Arizona. En Los Angeles no se lo han pensado dos veces a la hora de votar a favor de un boicot comercial contra el estado de la gobernadora Jan Brewer, satanizada en imágenes toda la semana con el bigotito hitleriano después de dar luz verde a una ley que permitirá a los policías locales preguntar a todo aquel que consideren sobre su estatus inmigratorio en el país y deportarlo, llegado el caso. Podrán juzgar por su apariencia o su acento, si es necesario, lo que ha puesto el grito en el cielo entre los activistas por considerarlo un caldo de cultivo para el racismo y la discriminación.

El voto ayer fue casi unánime en la alcaldía de la ciudad más importante de California: 13 a favor y uno en contra de que se suspenden los viajes al estado fronterizo y que se anulen futuros contratos con Arizona, algo que supondrá una pérdida estimada en torno a los 50 millones de dólares.

No son tiempos para andar con bravatas económicas, especialmente con el tremendo agujero en el presupuesto que padece California desde el inicio de la crisis, pero la solidaridad con el acoso a los inmigrantes —especialmente mexicanos— ha podido más en una ciudad donde se habla más español que inglés en los pasillos del dictamen político.

Precisamente ha sido un hispano, el concejal Ed Reyes, el principal impulsor de la medida, que tachó de antiamericana la nueva ley. “Como americano, no puedo ir hoy en día a Arizona sin un pasaporte”, dijo tras aprobarse su propuesta. “Si me cruzo con un oficial que tiene un mal día y decide que mi foto no coincide con la de mi carnet de identidad, me puede deportar, sin más explicaciones. Es no es americano”.

Lee el resto de esta entrada